Pages

4 de septiembre de 2016

VISITANDO BERLÍN, LA CAPITAL DE ALEMANIA

Puerta de Brandenburgo, icono de la ciudad
¿Cómo te sentirías si de un día para el otro levantan un muro en tu ciudad separándola a la mitad y no podes cruzar hacia el otro lado? ¿Cómo te sentirías si a causa de este muro no podes ver a parte de tu familia y amigos?

Esto fue real y pasó la madrugada del 13 de agosto de 1961  en la ciudad de Berlín y duro 28 años. Este Muro, llamado "La Zanja de la Muerte", fue construido debido a las diferencias ideológicas y la mala relación entre los comunistas y los aliados. Es en este punto donde Alemania se divide en dos. Por un lado la RDA (República Democrática Alemana) compuesta por el Sector Soviético y por otro lado la RFA (República Federal Alemana), compuesta por la parte occidental.

Con el transcurso de los años, fueron muchas las personas que intentaron fugarse y escapar al otro sector. Alrededor de 5000 fueron los que intentaron escapar y alrededor de 300 perdieron su vida en el intento de alcanzar la libertad. Cruzar era una cuestión de lotería.

Hoy en día podemos ver y aprender mucho más sobre este periodo oscuro en el Museo del Muro de Checkpoint Charlie. En este museo hay una exposición de fotografías que recrean las muy variadas e ingeniosas maneras que los habitantes de Berlín del este pusieron en práctica para pasar al lado occidental de forma clandestina.

Y es justamente al Checkpoint Charlie donde yo debía ir una vez arribado mi tren EC 174  a la Estación principal de trenes: Berlin Hauptbanhof. Cercano a este icono turístico se encontraba el hotel que había contratado previamente en argentina, el Winters Hotel Berlin Mitte The Wall.
Para más info: https://www.novum-hotels.de/hotel-the-wall-berlin

Berlin Hauptbanhof es prácticamente una ciudad en sí misma, es enorme y con varios niveles de andenes.  Es la estación de trenes más importante de Alemania y una de las principales de la Unión Europea. Diariamente pasan por ella unos 300.000 pasajeros y visitantes. ¡Salen por día unos 1200 trenes!
Desde aquí se puede viajar a diferentes ciudades europeas como París, Ámsterdam y Praga. Y además, hay una conexión de autobús entre Berlin Hauptbahnhof y Berlin Flughafen Tegel, el aeropuerto de la ciudad.


Berlin Hauptbanhof
Si bien mi idea era ir caminando al hotel, apenas llegué a la estación no sabía para que lado empezar a caminar, así que pregunte a dos alemanes. El problema es que uno me respondió que vaya para la derecha y otro para la izquierda, ¡mi nivel de confusión fue peor!
Decidí ingresar a la estación nuevamente y dirigirme hacia el sector de Informes. Allí me brindaron un plano y me indicaron como llegar a mi hotel utilizando la red de transportes de la ciudad. Tenía que tomar un tranvía y luego el subte U6 que me dejaría a dos cuadras del hotel.
El boleto de subte se saca a través de una máquina. Tengan en cuenta de que hay tickets de un viaje o para varios viajes. Antes de usarlo siempre hay que activarlo. Se activa de esta manera:


Me bajé en la estación  llamada U Kochsrt y caminé dos cuadras hacía el Checkpoint Charlie y a unos metros de allí se encontraba mi hotel.
Nuevamente realicé el check in, dejé las cosas en el hotel y salí a dar una pequeña vuelta para conocer y ubicarme en la ciudad.
En mi primer recorrido por la ciudad visité el Checkpoint Charlie, La Puerta de Brandenburgo, el Reichstag, que es la casa del Parlamento alemán y el Memorial del Holocausto.
Después de visitar estos atractivos retorné al hotel, haciendo una parada técnica en el Mc Donalds que está frente al Checkpoint Charlie. Este lugar era uno de los puntos de entrada para extranjeros de Berlín del este y punto de escape ilegal y clandestino.

Checkpoint Charlie 
Memorial del Holocausto





El segundo día en Berlín lo comencé con el walking tour gratuito de la empresa Sandemans, la misma que en Praga. Este tour gratuito se realiza todo los días a las 10hs y el punto de encuentro es el Starbucks que está cercano a la Puerta de Brandenburgo. Imposible no verlos ya que están con un paraguas rojos muy llamativos. 
Abril fue la guía que nos tocó para el tour, una arquitecta chilena, actriz y amante de los viajes que nos contó la historia de Berlín y nos mostró sus atractivos más famosos y otros no tanto.

El tour inició sobre la Plaza París (Parizer Patz), observando La Puerta de Brandenburgo, icono de la ciudad. Se dice que Napoleón se llevó está puerta a Francia como trofeo luego de la Guerra de Jena en 1806. En 1814 las tropas alemanas recuperaron las partes de esta puerta y la transportaron de regreso a la ciudad de Berlín donde fue restaurada. Con el paso de tiempo, se fueron agregaron diferentes símbolos a la puerta, como el águila y la cruz de hierro.
Parizer Patz 
Además, visitamos el sitio donde se encontraba el bunker de Hitler, el memorial a los judíos, diseñado por Peter Eisenman, el Muro de Berlín, el Checkpoint Charlie, la torre de la TV y el Mercado de los Gendarmen (Gendarmenmarkt), ente muchos otros.

Por la tarde, decidí caminar toda la Avenida llamada Unter Den Linden.  Está avenida, una de las más importantes de la ciudad, va desde la famosa Puerta de Bradenburgo hasta Schlossbrücke (Puente del Castillo). En su trayecto nos encontraremos con mucho sitios de interés y  emblemáticos de Berlín como la Catedral, la Isla de los Museos y Alexanderplatz con su enorme torre de televisión.




Al llegar a Alexanderplatz, mi próximo objetivo era visitar la East Side Gallery, una galería de arte al aire libre con más de 100 murales de diferentes artistas del mundo que rinden homenaje a la caída del muro de Berlín y al fin de la guerra fría. Mediante sus obras expresan una gran sensación de euforia y esperanza por un futuro libre y mejor.


Hay muchas obras para ver, pero algunas son más llamativas que otras, como la imagen de un Trabant, que era el auto utilizado en la Alemania oriental.
Para llegar a la East Side Gallery fui hacia la estación de trenes de Alexanderplatz Bahnhof y de ahí uno se puede tomar los trenes  S5, S7 o S75 con dirección a Ostkreuz.
Yo me bajé en la parada llamada Ostbahnhof y de ahí caminé a lo largo de todo el mural, observando todas las obras de arte que hay expresadas sobre el muro.

Alexanderplatz Bahnhof
Aquí algunas imágenes que tome durante el recorrido:












Luego de recorrer  toda esta galería al aire libre, volví a tomar el mismo tren hacía Alexanderplatz. Y de allí caminar nuevamente a lo largo de la Avenida Unter Del Linden para regresar al hotel.

El tercer día en Berlín lo arranque temprano realizando una visita a la exposición de Topografías del Terror, un museo donde antiguamente se encontraba la Policía Secreta del Estado (GESTAPO) y la Oficina de Seguridad del Reich.
Está exposición  documenta a través de imágenes y escritos la historia de las instituciones del terror y los crímenes cometidos.
Es aquí donde también se encuentra una parte original del Muro de Berlín.

Muro original

Imágenes de archivo en Topografías del Terror

Topografías del Terror

Topografías del Terror
Luego de dedicarle bastante tiempo al recorrido de este lugar, me dirigí a otra de las grandes plazas de Berlín, la Postdamer Platz. Es una de las zonas comerciales más importantes y modernas de la ciudad.
Y como dato curioso, fue en este lugar donde se instaló el primer semáforo de Europa.
Postdamer Platz
Sobre el lado oeste de la plaza se encuentra el Sony Center. Si pasan por allí por favor entren para poder admirar su gran cúpula, es una maravilla de la arquitectura moderna.

Interior del Sony Center
Casi siempre que visito una ciudad, me gusta tener una panorámica de la misma desde las alturas.
En este caso, me recomendaron no subir a la torre de TV, pero si a la Torre Kollhoff de 103 metros de altura. Desde allí tuve unas de las vistas más completas y panorámicas de toda la ciudad.
Este edificio cuenta con el ascensor más rápido del todo el continente Europeo. ¡Se suben 25 pisos en cuestión de segundos!
En la parte superior se encuentra el observatorio, la cafetería y una exposición sobre Postdamer Platz. El precio es de 5 euros por persona.
También pueden obtener grandes vistas desde el Parlamento Alemán, pero se requiere reserva previa y recuerden llevar su identificación a la hora de ingresar. Para mayor información: http://www.bundestag.de/htdocs_e/visits/kuppel

Vistas desde la Torre Kollhoff 
Vistas desde la Torre Kollhoff 
Vistas desde la Torre Kollhoff 
Vistas desde la Torre Kollhoff

Era hora de comer. Abril, la guía de Sandemans me había recomendado un lugar donde supuestamente hacía el mejor Currywurst de toda Berlín, Curry 36.
Curry 36 
Al llegar ya había bastante cola, pero atienden bastante rápido. Aquí probé uno de los mejores currywusrt. Este plato consiste en la típica salchicha alemana a la plancha con curry, ketchup y mayonesa. Van acompañadas con papas fritas. Las sirven en una bandeja de cartón con el tenedor de plástico.
Vale la pena llegar a este lugar que está un poco alejado de los sitios más turísticos.
Se encuentra sobre la calle Mehringdamm 36 y puede llegar con el sube U6.
A unos pasos de este lugar se encuentra otro puesto donde dicen que vender uno de los kebabs más deliciosos. ¡Les puedo decir que la cola era larguísima!


Me quedaban pocas horas en esta ciudad y para despedirme de ella regresé a la Puerta de Bradenburgo para tomar unas fotos. No me quería ir de esta ciudad sin un recuerdo en este lugar tan representativo e importante.


No caben dudas de que Berlín es una ciudad cosmopolita. Más del diez por ciento de la población total está compuesta por extranjeros, con gran predominio de turcos y polacos.
Es una ciudad que tras la caída del Muro de Berlín se encuentra en una etapa de plena restauración.
No olvidemos que durante 28 años la ciudad estuvo dividida por un gran muro de concreto y hoy tanto sus habitantes como los que la visitamos podemos transitarla libremente, sin puestos de control ni muros que la separen.

Al siguiente día tomaría un avión desde Tegel, el aeropuerto de Berlín, hacia Estocolmo, la capital de Suecia, Estaba por comenzar la parte del viaje que más me entusiasmaba, conocer los países nórdicos.
Pero al llegar al aeropuerto me encontraría con un imprevisto que cambiaría mis planes…el vuelo estaba cancelado por un paro de pilotos.
Aquí empezaría la odisea para llegar a Estocolmo. Pero les contaré sobre esto en el próximo post de Archivos Viajeros.

Aeropuerto de Berlin, TEGEL

4 comentarios:

Anónimo dijo...

ME ENCANTO! Hice tambien el tour de sandesman y me sirvio de sobremanera para desasnarme y me parecio increible!
Dato de color: nunca vi el mc donalds enfrente al checkpoint charlie lo cual me deprime de sobremanera.
Berlin es historia viviente, una de las pocas ciudades que me hizo poner la piel de gallina. En cada esquina se respira historia y eso la hace una ciudad INCREIBLE! que lindo Ceci, segui escribiendo que yo sigo leyendo!!!!!! :D ♥

pd: por si no te diste cuenta soy Dani Rodriguez :)

Anónimo dijo...

Excelente blog de viajes!

Jorge Curinao dijo...

Muy bueno. Gracias.

Tatiana Alvarado dijo...

Gracias por compartir la historia a través de tus viajes, Muy profundo Berlin... me encanto.